Raúl Patiño: Carretera de $ 30 millones la pasaban por $ 70 millones

Quito –

Las afirmaciones del exlegislador de Alianza PAIS Raúl Patiño, respecto a que a su bancada se le prohibió fiscalizar a Petroecuador durante el correato abrió la posibilidad en la Asamblea de pedirle explicaciones, y provocar cambios en la representación de la Comisión de Fiscalización.

En un mitin en Azogues (Cañar) para promover el Sí en la consulta popular del próximo 4 de febrero, Patiño dijo que en el Parlamento se conocía de la corrupción en la estatal petrolera, pero que se les había prohibido fiscalizar. Su revelación fue cuestionada por legisladores de todas las tendencias políticas.

Paola Vintimilla (PSC), Luis Pachala (CREO) y Ángel Sinmaleza (SUMA) coincidieron en que las versiones del exasambleísta, quien es hermano del excanciller Ricardo Patiño, confirman “lo que ya se sabía de la corrupción en Petroecuador y que nunca se fiscalizó”.

Vintimilla emplazó a Patiño a dar nombres de aquellos que le prohibieron fiscalizar. “Sabemos que no se fiscalizó diez años, pero queremos saber quién lo impedía”, insistió.

Con las declaraciones de Patiño, todos se convierten en cómplices, sentenció la socialcristiana, quien anticipó que este debería acudir a la Asamblea a revelar nombres.

Sinmaleza mencionó que lo expresado por Patiño confirma que la Mesa de Fiscalización se sacó “cero en fiscalización, porque no fiscalizó a nadie”.

Anticipó que varios legisladores están conversando respecto a aplicar una reestructuración de dicho organismo por su “ineficiencia”. “Ahora que la Asamblea tiene una nueva mayoría, es necesario que se revisen todas las comisiones, y la Comisión de Fiscalización no puede ser la excepción”.

La propuesta de provocar cambios en las comisiones legislativa fue confirmada por Pachala, quien sugirió que Patiño debería ser indagado de oficio en la Fiscalía General.

Anunció que algunos legisladores preparan hoy un cambio en el orden del día para provocar una reestructuración de la Comisión de Fiscalización.

Franklin Samaniego (AP-correato) lamentó que un exfuncionario del gobierno anterior señale de actos de corrupción y consideró necesario que se exija una explicación a Patiño.

Aseguró que la Ley establece la obligación de los funcionarios públicos rendir cuentas hasta un año posterior del ejercicio de sus funciones.

Eliseo Azuero, de la Bancada de Integración Nacional (BIN), manifestó que es el momento de que la Asamblea recupere el espacio frente al Ejecutivo; y en ese sentido, confirmó que se habla de una reestructuración total de las comisiones.

El legislador sugirió al mandatario Lenín Moreno deshacerse del círculo íntimo “que le está haciendo tanto daño, pues al parecer toman decisiones sin consultarle”.

Investigación fiscal
El fiscal general, Carlos Baca Mancheno, sostuvo ayer, durante la Mesa de Justicia en Guayaquil, y en alusión a lo dicho por Raúl Patiño: “Comprendo que ha habido declaraciones de un exasambleísta sobre una supuesta prohibición de analizar delitos. Vamos a continuar en las investigaciones penales que corresponda a la Fiscalía”.

 

Transcripción de todo el audio de Raúl Patiño en Cañar

“Yo no tengo duda de que todos los que estamos aquí nos sentimos orgullosos de lo que hicimos en los últimos años y que seguramente le contaremos a nuestros hijos, a nuestros nietos que transformamos el país, porque antes nos daba vergüenza las escuelas, los centros de salud porque estaban abandonados. Evidentemente con el apoyo de todos logramos poner un gran presupuesto para que haya dignidad en las escuelas, que además que los sueldos de los profesores sean mejores. Antes teníamos huelga de profesores todos los años porque la gente se quejaba que le daban el sueldo cuando le daba la gana y era una miseria… Los policías ganaban $ 250, ahora cuando tú ingresas comienzas ganando $ 925, o sea todos los que estamos aquí nos sentimos orgullosos de lo que hicimos, porque hicimos una revolución. Por eso yo puedo criticar muchas cosas de Rafael Correa como es nuestro derecho, pero yo no puedo dejar de respetar que él cumplió un papel importante. Nosotros no insultamos, aunque nos digan traidores, vendidos por un plato de lentejas. A los que nos insultan le decimos queridos compañeros, porque nosotros no tenemos odio y nosotros, todos los que estamos aquí, démosle un aplauso a lo que hicimos en esta revolución ciudadana.

Pero una cosa es sentirse orgulloso de lo que hicimos y otra cosa es sentirse orgulloso de los sabidos que se dedicaron a robar, esa es la pura y neta verdad. ¿Qué es lo que pasó en los últimos años que hacían que nos sintiéramos avergonzados, que no podíamos defender lo indefendible? Paulina era asambleísta, cuántas veces nos reunimos y decimos: ‘Oye, ¿qué hacemos?, ¿cómo enjuiciamos a esos desgraciados que todos sabemos que están robando en Petroecuador, de esos ministros que todos sabíamos que hacían las obras con sobreprecio y en la Asamblea no sabíamos qué hacer?’. ¿Por qué? Porque nos tenían prohibido fiscalizar, era absolutamente prohibido fiscalizar, tanto es así que yo siendo asambleísta le dije: ‘Hermano, lo siento, pero yo me voy, yo no me voy a quedar aquí siendo cómplice de los corruptos’.

Y a los dos años renuncié y me fui a Suiza y le dije a Lenín Moreno: ‘Hermano, regresa porque nos sentimos avergonzados de algunos amigos del que gobernaba, pero que por ser amigos se dedicaron a hacer fiesta y una carretera que costaba $ 30 millones lo sacaban por $ 70 millones y el petróleo lo vendían a quienes les daba la gana’. Y ahora comenzamos a darnos cuenta de que el tío recibió $5’300.000 por cortesía, tú regalas una botella de whisky por cortesía, pero no puedes ser tan sapo de recibir $ 5 millones y decir que te lo regalaron de cortesía, esos corruptos deben ir a la cárcel, nos guste o no les guste a nadie los presos por ser sentenciados, no porque nosotros los juzgamos, (sino) los jueces y los jueces además puestos por el gobierno anterior. Si los jueces puestos por el gobierno anterior juzgan a un ministro, a un funcionario, aunque haya sido la alta jerarquía, la ciudadanía se siente orgullosa del presidente Lenín Moreno porque apoya la lucha contra la corrupción y un aplauso para este presidente, que por primera vez manda a los jueces a investigar, a juzgar y a sancionar a los culpables y a los que sean inocentes, inocentes. No es poca cosa eso, por qué, porque todos los que estamos aquí queremos que la revolución continúe, pero mejorada, pues. ¿Qué significa mejorada? Que no se permite porque un señor que es amigo del presidente comience a robar descaradamente o que se permita que el contralor, como decía Ricardo, que supuestamente controlaba a los ministros, era el que recibía primerito la coima y le decía… desvanecida la glosa. Esa es la revolución mejorada, pero no solo mejorada en relación con los corruptos sino que tenemos que hacer algo definitivo contra los corruptos.

Miren lo que significa el “Sí” para que ustedes les expliquen a la gente. El Sí en la primera pregunta significa que los ladrones, funcionarios públicos que se aprovechan, no importa si es alcalde, si es prefecto, si es ministro y roba, si es sentenciado, no si es sospechoso… ya no podrá regresar después de 10 años, ni de 20, 30. ¿Por qué? Porque el sí de la consulta popular dice ya no puede estar en la vida política. Eso significa que aquel ministro o alcalde, que es condenado… no podrá nunca más en su vida ser funcionario, o sea que se decreta lo que se llama la muerte política de un corrupto.

No solo que no podrá ser funcionario, nunca más podrá ser dignatario, significa que tampoco podrá ser concejal ni alcalde ni prefecto ni dirigente de una junta parroquial, pero además, si votamos “Sí”, los ladrones no podrán ser ni candidatos, porque la consulta establece que no solo que no podrá ser funcionario del gobierno, no podrá ser dignatario ni alcalde, prefecto sino que no podrá ser ni candidato. ¿Qué implica eso? Que si en Cañar o en Biblián o en su cargo, en Déleg, ese señor fue condenado por ladrón un año y dice que va a ser candidato a concejal tú puedes ir al Consejo Nacional Electoral y decir: ‘Señor, aprobamos el “Sí” en la consulta, el señor que ha sido ladrón y que robó hace 10 años y que fue condenado por un año por ladrón no puede volver a ser candidato’ y por lo tanto con la consulta, votando por el “Sí”, los sabidos, los ladrones ni candidato, ni dignatario, ni funcionario por toda la vida, pero además lo que no se puede hacer ahora si votamos “Sí”, además de que no podrán ser ni dignatario, funcionario ni candidato, se les va a confiscar los bienes, porque algunos dicen paso un mes preso y después me dedico a vivir como un millonario de lo que robé…”. (I)

Fuente: El Universo

0 Comments

Leave a Comment

CAPTCHA *

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password