Ley prohíbe al Banco Central dar liquidez al Ministerio de Finanzas

Durante los próximos tres años la economía ecuatoriana se manejará sin un límite al nivel de endeudamiento, mientras se estabiliza el gasto público y se alcanzan niveles de financiamiento óptimos.

A esta etapa se la denomina de “Estabilidad” y es la primera de tres que componen el Plan de Sostenibilidad Fiscal, incluido dentro del proyecto de Ley Orgánica para el Fomento Productivo, Atracción de Inversiones, Generación de Empleo y Estabilidad y Equilibrio Fiscal.

“El gasto tiene que irse ajustando (…) Eso nos va a permitir llegar a buen puerto en los próximos tres años. Si es que los precios de petróleo acompañan vamos a llegar más rápido a ese objetivo”, señaló Richard Martínez, ministro de Finanzas. El Gobierno se ha planteado reducir el gasto público, al menos, $ 1.000 millones al año.

La siguiente fase es de “Convergencia”, que consiste en retornar al límite actual del 40% de endeudamiento frente al Producto Interno Bruto (PIB). Según el proyecto, el Ministerio de Finanzas aplicará un plan de fortalecimiento y sostenibilidad fiscal dirigido a que la relación entre el saldo de la deuda pública total y el PIB disminuya en cada planificación cuatrianual. La última etapa es de “Sostenibilidad” a largo plazo creando un fondo de estabilización que permita amortiguar shocks externos.

Martínez explicó que a diferencia de fondos pasados en este se ha dejado un espacio para “garantizar que los programas sociales no se vean afectados”. A criterio del analista Alberto Acosta Burneo, el plan muestra signos positivos sobre el manejo que tendrá la deuda. Sin embargo, recomendó detallar en la ley parámetros exactos para que en la etapa de estabilización no existan excesos.

El problema de fondo no es el volumen de la deuda sino la capacidad de pago del país y en las actuales circunstancias no queda más opción que contraer más deuda, pero esta debe ser administrada con responsabilidad, enfatizó Acosta Burneo. Otro giro del proyecto es que el Banco Central del Ecuador (BCE) estará prohibido de recibir títulos y obligaciones emitidas por el Ministerio de Finanzas. El BCE “ya no será usado para generar liquidez a Finanzas”, resumió Verónica Artola, gerente general del Banco. A la fecha las inversiones en el Ministerio bordean los $ 3.100 millones.

“Eso va a ser honrado en los mismos plazos que están dados y establecidos”, aseguró la funcionaria. El anterior gobierno recurrió en varias ocasiones al Banco Central para obtener financiamiento a través de los certificados de tesorería (cetes) emitidos por el Ministerio de Finanzas, pero esas obligaciones no eran contabilizadas para medir el nivel de endeudamiento. (I)

0 Comments

    Leave a Comment

    Login

    Welcome! Login in to your account

    Remember meLost your password?

    Lost Password